23 de noviembre de 2017

"Rendición", de Ray Loriga

Ray Loriga Rendición
FICHA TÉCNICA:
Género: Narrativa
Editorial: Alfaguara

SINOPSIS: 
La guerra dura una década y nadie sabe a ciencia cierta cómo transcurre, qué bando fue el agresor y cuál el agredido. En la comarca, la vida ha continuado entre el temor a la delación y la añoranza de los que fueron al frente.
Cuando llega el momento de evacuar la zona por seguridad, él emprende camino junto a su mujer y al niño Julio, que ayuda a amortiguar el dolor por la ausencia de los hijos soldados. Un futuro protegido parece aguardarles en la ciudad transparente, donde todo es de dominio público y extrañamente alegre.
Allí los recuerdos desaparecen; no existe ninguna intimidad -ni siquiera la de sentir miedo- hasta el momento en que la conciencia despierta y se impone asumir las consecuencias.

OPINIÓN:
Hace unos días terminé “Redención” de Ray Loriga, un autor del que hasta ahora no había leído nada.
La novela, que ha ganado el Premio Alfaguara 2017, cabalga entre la distopía y el paisaje postapocalíptico y está narrada en primera persona por el principal protagonista, un personaje sencillo, un hombre de campo, quien en principio acepta sin cuestionarse la dura y compleja situación que envuelve tanto a él como a su familia y al mundo que les rodea, pero que poco a poco se va rebelando contra unas normas, que aunque cubren las necesidades de las personas y aparentemente proporcionan felicidad, a su vez van anulando la personalidad de los individuos, que además están completamente expuestos sin posibilidad de intimidad de tipo alguno.
La novela es atrapante por lo intrigante del tema y de lectura fácil por la sencillez e ingenuidad del narrador, pero sin embargo es compleja en cuanto a la incertidumbre sobre el origen y la intencionalidad de los acontecimientos que suceden y hace reflexionar sobre el peligro del totalitarismo, el conformismo y la enorme exposición a la que estamos expuestos con las tecnologías de hoy en día.
Me ha gustado mucho.

Yolanda Castilla Galdos

19 de noviembre de 2017

"La última salida", de Federico Axat

La última salida Federico Axat
FICHA TÉCNICA:
Género: Narrativa
Editorial: Destino

SINOPSIS: 
Ted es rico y tiene una familia perfecta, una esposa y dos hijas adorables. Nadie podría imaginar el motivo que lo ha llevado a tomar la drástica decisión de quitarse la vida. Cuando oye sonar el timbre una y otra vez, su primera reacción es ignorarlo y apretar el gatillo de una vez por todas. Pero entonces descubre una nota escondida entre sus cosas; una nota con su caligrafía que no recuerda haber escrito: «Abre la puerta. Es tu última salida». Al otro lado de la puerta encuentra a un desconocido llamado Lynch, que no sólo sabe lo que Ted está a punto de hacer, sino que le hace una propuesta difícil de rechazar: un plan para evitar que su familia sufra ante las consecuencias devastadoras de un suicidio.
Ted acepta sin imaginar que la nota en el escritorio y la oferta de Lynch son apenas el comienzo de un juego macabro de manipulaciones. Alguien ha sembrado un camino de migas de pan que Ted irá recogiendo. Alguien que lo conoce mejor que nadie, que lo hará dudar de sus propias motivaciones y también de las personas que lo rodean.
¿Quién maneja los hilos desde las sombras?
A veces sólo podemos confiar en nosotros mismos.
Y, en ocasiones, ni siquiera eso.

OPINIÓN:
La novela se inicia con el intento de suicidio del protagonista, frustrado por una visita inesperada. A partir de ahí se desarrolla una enrevesada y por momentos inquietante trama en la que protagonista y lector se llevan sorpresa tras sorpresa. Reconozco que me costó entrar en la historia, me resultó un poco extraña y enrevesada al principio, pero cuando el protagonista parece “despertar” y entra en la vorágine de dilucidar entre lo que es real y lo que es fruto de su mente me atrapó por completo. Me ha gustado sobre todo la parte psicológica, aunque el desenlace me ha parecido algo precipitado.
A pesar de sus más de 500 páginas lo he leído en apenas un día, los capítulos cortos y los constantes giros que se producen agilizan la lectura y enganchan. No me ha parecido una gran novela, pero sí entretenida y adictiva, ideal para pasar un buen rato.
Esther Rodríguez

16 de noviembre de 2017

"Tiempo de cambios", de Robert Silverberg

Tiempo de cambios Robert Silverberg
FICHA TÉCNICA:
Género:
 Narrativa

Traducción: Ariel Bignami
Editorial: La Factoría de Ideas

SINOPSIS:

En Borthan, un planeta colonizado cientos de años atrás, la humanidad vive en paz, sin embargo el precio pagado parece demasiado elevado: nada es considerado más obsceno que el compartir los propios sentimientos con otro humano, y se ha prohibido el uso de la palabra "yo". Kinnall Darival es un hombre que lo tiene todo en la vida para ser feliz. Solo una cosa le perturba: las convenciones sociales le impiden expresar sus sentimientos a la persona amada. Cuando conoce a Scxhweiz, un comerciante de la Tierra, este le ofrece una sustancia mágica capaz de derribar los muros entre las almas de los hombres. El sistema de valores de Darival se trastoca y experimenta cada vez más dudas que le conducirán a ser un proscrito entre los suyos y a provocar el dolor entre aquellos a los que ama.
Robert Silverberg es el autor que más nominaciones ha obtenido para los premios Hugo y Nebula, uno de ellos por Tiempo de cambios, y es unos de los grandes maestros de la ciencia ficción mundial.

OPINIÓN: 
Novela entretenida, no de las mejores de este autor prolífico de ciencia ficción. Aprovecho para recomendar mejor sus títulos "Sadrac en el horno", "Muero por dentro", "El libro de los cráneos".
Luis Miguel Sotillo Castro

15 de noviembre de 2017

“Hôzuki, la librería de Mitsuko”, de Aki Shimazaki

Hôzuki, la librería de Mitsuko Aki Shimazaki
FICHA TÉCNICA:
Género: Narrativa
Traducción: Íñigo Jáuregui
Editorial: Nórdica

SINOPSIS: 
Mitsuko tiene una librería de lance especializada en obras filosóficas. Allí pasa los días serenamente con su madre y Tarô, su hijo sordomudo. Cada viernes por la noche, sin embargo, se convierte en camarera en un bar de alterne de alta gama. Este trabajo le permite asegurarse su independencia económica, y aprecia sus charlas con los intelectuales que frecuentan el establecimiento.
Un día, una mujer distinguida entra a la tienda acompañada por su hija pequeña. Los niños se sienten inmediatamente atraídos entre ellos. Ante la insistencia de la señora y por complacer a Tarô, a pesar de que normalmente evita hacer amistades, Mitsuko aceptará volver a verlos. Este encuentro podría poner en peligro el equilibrio de su familia.
Aki Shimazaki sondea aquí la naturaleza del amor maternal. Con gran sutileza, cuestiona la fibra y la fuerza de los lazos.

OPINIÓN:
La novela se desarrolla en Nagoya, en Japón, donde Mitsuko, propietaria de una librería de lance, vive con su madre y su hijo Tarô de 7 años. Su día a día es tranquilo y rutinario. Mitsuko es reservada con su vida privada y con escasas relaciones sociales fuera del trabajo. Un día se presenta en la librería una nueva y elegante clienta acompañada de su hija, Hanako, que entablará amistad con Tarô. Mitsuko y la señora Sato –la madre de la niña– tienen muy poco en común, pero esta última insistirá en fomentar su encuentro con la excusa de la amistad surgida entre los dos niños. La protagonista, reticente a escuchar las historias íntimas de los demás, se verá finalmente expuesta a las confidencias de la señora Sato, que podrían dar un giro a su vida.
Es una novela breve y bella, narrada en presente y en primera persona por Mitsuko, y en mi opinión muy japonesa. La trama, aparentemente sencilla, con las reflexiones de la protagonista y sus recuerdos del pasado se va desvelando más profunda y con sorpresas a lo largo de las páginas.
Curiosa la gran cantidad de aspectos que abarca en tan pocas páginas: la maternidad y los lazos familiares, la filosofía, la religión, las conexiones invisibles, las consecuencias de nuestras decisiones, o las casualidades... Y muy interesante el tema de la interpretación de los ideogramas, muy presentes en el relato.
En resumen, una historia sencilla y tierna que me ha gustado
.
Esther Rodríguez

14 de noviembre de 2017

"La mirada de los peces", de Sergio del Molino

La mirada de los peces Sergio del Molino
FICHA TÉCNICA:
Género: Narrativa
Editorial: Random House

SINOPSIS: 
En 2016, Sergio del Molino no se sorprendió cuando el que había sido su profesor de filosofía del instituto, el activista Antonio Aramayona, le dijo que iba a suicidarse.
La mirada de los peces empieza como un libro sobre este carismático maestro, defensor a ultranza de la educación pública, el laicismo y el derecho a una muerte digna, para convertirse enseguida en un diálogo con el pasado y la memoria del propio autor, que recuerda una adolescencia cargada de rabia, ruido y violencia en el barrio pobre de Zaragoza del que siempre planeó fugarse.
En este diálogo «entre el pasado y el presente escrito desde una primera persona en la que muchos lectores podrán poner la suya propia», Sergio del Molino explora la culpa por abandonar a quienes nos enseñaron a mirar el mundo, las primeras traiciones y decepciones y los límites siempre grises entre la rebeldía y la complicidad con lo abyecto, volviendo siempre a la figura de un profesor «coherente hasta lo inverosímil» que accionó los resortes de unos jóvenes que buscaban su propia naturaleza.

OPINIÓN:
El pasado verano disfruté, y mucho, la lectura de ‘La España vacía’, aunque creo que el aura de libro del año y octava maravilla que le colgó la crítica ‘especializada’ resulta un tanto exagerada. Sin embargo, todo lo que se diga de ‘La mirada de los peces’ me parecerá poco: esta obra me ha hecho Disfrutar, con mayúscula, del placer de la lectura.
Se vende, se etiqueta, como novela, y es cierto que como tal se lee, pero creo que el autor ha llevado al extremo ese subgénero tan de moda ahora mismo que es la ‘autoficción’. Si a la sinceridad que transmiten las palabras le unimos una pequeña indagación de los hechos, da la sensación de que todo lo narrado ha ocurrido y todo lo ocurrido ha sido narrado, lo cual nos acercaría de nuevo al ensayo (digo ‘de nuevo’ por el reciente éxito de la ya mencionada ‘La España vacía’). Sin embargo la obra carece de los rígidos esquemas de dicho género, dejando, en efecto, un poso, una estela, de magnífica novela.
Alternando pasado y presente, Sergio del Molino realiza un entrañable y sentido homenaje a su antiguo profesor de Filosofía, Antonio Aramayona, a raíz de que éste comunique al autor su intención de suicidarse (de ‘finalizar su vida’, serán sus palabras exactas). Es (era) Aramayona un hombre cuya carrera docente se marcó por el entusiasta intento de inculcar valores y capacidad de razonamiento crítico a sus alumnos, desarrollando, además, fuera de las aulas una intensa labor como activista a partir del 15-M, llegando a tener varios encontronazos con la justicia por participar en manifestaciones y escraches. 
Paralelamente a esto, del Molino desgrana su adolescencia en un barrio obrero de Zaragoza; un segundo relato que, aunque anclado en los clichés de la novela de iniciación (porros, alcohol, música, primeros amores… De todas formas, ¿qué es la adolescencia sino eso?), tal vez por su sinceridad y su nostalgia contenida (en ningún momento cae el autor en dramatismos ni edulcorantes fáciles) me ha mantenido pegado a unas páginas con las que hacía tiempo que no me identificaba tanto (no obstante el autor es de mi quinta).
Una obra que sin duda releeré en el futuro y que recomiendo encarecidamente.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...